Por qué no tienes la vida que quieres

Por qué no tienes la vida que quieres

Me es grato publicar el artículo que ha escrito Anahí Castro, ex alumna del Programa Experto. Te dejo con ella:

«Esto te está impidiendo tener la vida que quieres…

Si te preguntas esto, quizá contestes que la falta de dinero, de tiempo, las cargas familiares… En un arranque de honestidad, quizá incluso contestes que no sabes cómo hacerlo o que no tienes el empuje, la motivación. Quizá en el fondo todavía no hayas perdido la esperanza, y por eso estás leyendo este artículo.

En realidad, las barreras que te están impidiendo vivir un ideal no están fuera, están dentro. Esa barrera interior es la que te impide crear un negocio que funcione, que te apasione y que te deje tiempo libre para estar con tu familia o perseguir tus otros sueños.

No es la falta de dinero: hay gente que ha conseguido triunfar desde cero. Además, hoy en día se pueden montar negocios en Internet por muy poco dinero.

No es la falta de tiempo: seguro que dedicas tiempo a ver la tele, a charlar con tu vecin@, a mirar el Facebook… cosas sin duda menos importantes que tu libertad, tu situación económica y tu felicidad.

No son las cargas familiares, al contrario, deberían ser un aliciente para salir adelante.

Y tampoco es la falta de conocimiento. El conocimiento gratuito abunda en Internet, y nadie nace sabiendo. Pero alguna gente aprende, y otra no.

No, esa barrera que te impide lanzarte es totalmente tuya, nadie más es responsable, aunque si te consuela, es algo que nos pasa a todos los seres humanos. Esa barrera tiene nombre, y se llama el miedo a lo desconocido.

Tienes miedo a salir de tu zona de confort. A probar algo que nunca has probado antes. A fracasar y sentirte como un(a) idiota, o a ilusionarte y luego llevarte una decepción. Tienes miedo a tus emociones, al sufrimiento que puedes sentir y a no ser capaz de soportarlo. Tienes miedo a pasar miedo, cuando tengas que dar tu primera conferencia, convencer a un inversor o disgustar a un cliente.

Tienes tanto miedo a fracasar que es más fácil ignorar el tema, dejar todas esas emociones guardadas en un cajoncito y no darles jamás la oportunidad de salir.

Y luego está el miedo al éxito. A acabar siendo realmente feliz, y darte cuenta de que malgastaste una parte de tu vida conformándote con menos y lamentarlo. O quizá a que esta aventura cambie tu forma de ser, que tu negocio se convierta en tu pasión o que alcances la fama y la riqueza, y eso te lleve a perder a la gente que te quiere como eres y que ya no te reconocería.

Muy en el fondo de ti, están todos esos temores.

No es extraño que no te atrevas a emprender. Y no eres la única (o el único). Lo que sientes es lo que hay en el corazón de cualquier ser humano.

Pero deberías intentarlo. ¿Sabes por qué? Porque todos esos miedos son imaginarios. Son mentiras. En el 99% de los casos, no pasa absolutamente nada cuando sales de tu zona de confort. El mundo sigue girando, y la gente asume que has cambiado y no le da más vueltas.

¿Y cómo crees que te sientes tú cuando haces algo que te da muchísimo miedo y te das cuenta de que no pasa nada? Pues sientes una alegría inmensa, una sensación de ser el rey (o la reina) del mundo, un orgullo enorme por haberte atrevido… y también te sientes un poquito tont@ por no haberlo intentado antes, pero eso es una sensación menor.

No te creas los miedos de tu mente: la realidad es que explorar territorios nuevos no te va a romper ni te va a hundir. Al contrario, vas a ganar en confianza, en fuerza y en conocimiento hasta niveles que nunca habías imaginado. Yo lo sé porque he estado en los dos sitios, muerta de miedo al borde de la pista de baile y bailando con el chico de mis sueños. Pero no me creas a mí. Sólo, por favor, inténtalo.

Haz algo que te da miedo o timidez hacer, cualquier tontería. La próxima vez que quieras preguntar algo y tengas miedo de quedar en ridículo, haz la pregunta. La próxima vez que quieras entablar conversación con alguien que te gusta, acércate y dile “Hola”. La próxima vez que estés hart@ de tu situación económica, escríbele a alguien que se ha hecho rico y pregúntale cómo lo ha conseguido.

Ábrete a lo desconocido. Deja de prestar atención a la gente que dice que todo es muy difícil y ponte a leer historias de gente que hace cosas diferentes. Eso te dará ideas y recursos que nunca has imaginado. Cuando hayas leído cómo 1.000 personas alcanzaron sus sueños, difícil será que no sepas cómo conseguir el tuyo».

Anahí Castro, desarrollo personal para gente inusual.
http://anahicastro.com/es

Anahí Castro es especialista en desarrollo personal inusual. A través de sus servicios “a precio libre”, ayuda a las personas a salirse de los caminos trillados y encontrar soluciones originales para sus vidas. Cuenta cómo ha conseguido un alojamiento de lujo a cambio de clases de español y haber aprovechado el quedarse sin empleo para recorrer mundo a bordo de un velero.

Quiero aprovechar la oportunidad de invitarte a que formes parte de mi video escuela, haz click en la imagen. 

ingresos pasivos, dinero

3 comentarios
  1. Alvaro - inviertetuvida.com
    Alvaro - inviertetuvida.com Dice:

    Me ha parecido un artículo muy acertado.

    Yo creo que la gente no quiere salir de su zona de confort por miedo y por pereza. El miedo del que se habla a fracasar y quedarse sin nada, y la pereza de aprender y de emprender. Hay que reconocerlo, emprender es para valientes y personas con decisión. Muchos prefieren quedarse en su zona seguro y cómoda aunque no sean felices.

    Muy buen artículo y que espero que haga reflexionar a mucha gente.

    Responder

Trackbacks y pingbacks

  1. […] ¿Conoces una empresa en la que de verdad te gustaría trabajar? ¿Una oferta de empleo para la que crees que no te cogerán nunca porque buscarán a alguien mucho mejor? Pues preséntate. Te puedes llevar una sorpresa. Yo lo hice hace poco, le escribí a Raimon Samsó que me gustaría colaborar en un periódico digital que él había creado. Me dijo que ese periódico funcionaba de forma automática, pero que podía publicar un artículo en su blog. Yo no me esperaba para nada que dijera que sí tan fácilmente: Raimon Samsó lleva muchísimos años en el tema del desarrollo persona y es conocido en toda España. Pero ahí está mi artículo. […]

  2. […] os dejo el enlace: Por qué no tienes la vida que quieres, publicado en “El Código del […]

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *