Entradas

Adelanta tu jubilación: retírate joven, no cuando estés acabado

El dinero se hace en la mente, todo se hace en la mente. Cualquier cosa, nuestra felicidad o infelicidad, nuestra salud o enfermedad, nuestra prosperidad o nuestra ruina, se hace primero en la mente. Las creencias crean experiencias.

Todo lo que nosotros vemos en el mundo real, se ha gestado en el mundo mental, emocional y espiritual, antes.

Y el dinero también, porque las personas actúan conforme a sus creencias, y cuando estas creencias cambian, su comportamiento también cambia. Así que las personas, si quieren modificar su estado financiero, deben de cambiar sus creencias sobre el dinero y también sus comportamientos con el dinero.

Las personas somos muy parecidas, tenemos las mismas capacidades y las mismas posibilidades, todas. Pero no tenemos las mismas creencias. Nuestro cerebro es parecido, lo único que cambia es el software que hemos puesto en nuestro cerebro. Y cada persona que circula por el mundo lleva un software ( creencias ) muy particular y diferente al resto, y eso es lo que marca la diferencia entre las personas, no es un tema de suerte, es un tema de foco.

Escucha este audio:

Lée este libro:

Adelanta tu retiro

La riqueza empieza en la mente, es decir, se crea con una mentalidad muy concreta. 

Lo aprendí yo en la banca, donde tenía clientes que tenían una forma de manjar el dinero y les iba muy bien con el dinero. Otros clientes, que tenían una mentalidad diferente, les iba muy mal con el dinero. Y no eran los estudios.

El dinero es energía sin significado.

El dinero no tiene amigos, ni enemigos. El dinero es neutro, el dinero en si no significa nada, no es bueno ni malo, todo depende lo que una persona está dispuesta a hacer para conseguirlo.

En la escuela nadie nos habló de dinero y es algo que todos tenemos que manejar todos los días, por eso no tenemos educación financiera, no somos capaces de distinguir formas diferentes de ganar el dinero.

Somos expertos en gastar pero no en ganar.

Nos han enseñado básicamente a ganar el dinero en un empleo, cuando deberían enseñarnos a ganar dinero en un negocio propio.

El mejor plan de jubilación es nuestro propio negocio.

El peor plan de jubilación es aquel que no controlas, por ejemplo, la pensión del estado. Yo creo que confiar en la pensión del estado es una auténtica temeridad; porque primero, no es controlable; y segundo sabemos que está en colapso y que el sistema tiene que reformarse profundamente. Así que el mejor plan de pensiones es nuestro propio negocio.

Mira este video:

 

Sigue este video curso:

Lée el libro best seller:

MITOS SOBRE EL DINERO

¿Qué saben los ricos que los demás no saben?, ¿Cómo son los ricos?, ¿Cómo se comportan los ricos?

La riqueza no tiene nada que ver con el dinero, pues el rico no es rico porque tiene dinero, eso es un efecto nada más, la causa es su mentalidad.

No define al rico el dinero. Si no tienes dinero, te felicito. No lo necesitas de entrada para ser rico.

Hay varias cosas que debemos entender: qué hacen, qué son y qué piensan las personas que les va bien con el dinero. La primera es el mito número uno: “No es posible ganarse la vida con lo que me gusta”, ahí empieza la ruina de las personas, cuando se piensa eso se está arruinando una vida…

Precisamente las personas que les va bien, los que más ganan son aquellos que disfrutan lo que hacen. Steve Jobs tenía un sueldo de un dólar, él no iba a trabajar por dinero, necesitaba hacer lo que hacía, por eso era rico.

Necesitamos hacer las cosas que amamos y disfrutar con ellas. Y el dinero llega.

La crisis económica no existe, la crisis siempre es un colapso de valores que llega a la economía… hasta que no seamos lo suficientemente valientes para poner nuestro corazón en lo que hacemos, vamos a tener problemas económicos.

El segundo mito es “la jubilación dorada” dependiente del estado. Yo creo que una persona tiene que decidir por sí misma cuándo trabaja, cuánto trabaja, cuándo empieza, cuándo termina y cuánto quiere ganar. Todo eso es mente pobre.

Me parece una auténtica locura que alguien te imponga un horario, o que te diga que a los 70 o 75 años te vas a jubilar. Jubílate cuando tú quieras. Y para elegir tu fecha de jubilación, o retiro, deberías crear antes una máquina de crear dinero o cash flow, ingresos de caja suficientes para jubilarte cuando te de la gana.

Mira este video:

                       

Lée el libro:

Sigue el video curso:

Tus ingresos dependen de ti

La gente aún no es consciente de lo mucho que tendrá que cambiar, si quiere que las cosas le vayan mínimamente bien en el tema financiero.

No es la crisis, no es el mercado, no es la situación…

Tenemos un gran déficit en educación financiera, estamos confiados en que papá Estado va a cuidar de nosotros para cuando tengamos 67, 69 años, la edad del retiro. Y yo creo, es mi opinión, que no será así. No porque no quiera el gobierno, sino porque no va a poder hacer nada al respecto. Es un problema demográfico.

Creo que tenemos que tomar responsabilidad sobre nuestro futuro financiero.

Por eso he escrito este libro, para educar a las personas. Y hacerlas auto responsables de su futuro. Han de entender cuanto antes que su retiro o jubilación será imposible si no cuentan con una estrategia propia, privada, para poder hacerlo.

Si quieres saber más mira este video:

Sigue el video curso EL CODIGO DEL DINERO y sé diestro en riqueza: http://raimonsamso.info

Confiar en la pensión del estado es una temeridad…

El peor plan de jubilación es el que eh aquel que no controlas. Y no controlas lo que el estado pueda hacer o dejar de hacer… Por ejemplo, la pensión del estado. 

Creo que confiar en la pensión del estado es una temeridad porque: primero no es controlable, segunda ya sabemos que entrará en colapso. Y que el sistema tiene que reformarse profundamente para poder ser viable. Como los estados no pueden hacer nada al respecto por un tema demográfico adverso, la solución es mala o peor…

Activa tu solución, y creéme cuando digo que el mejor plan de pensiones es nuestro propio negocio.Crea un negocio que genere cash flow más allá de tu jubilación: rentas infinitas, dividendos y flujos de caja… riqueza diferida.

Nuestra generación va a tener una gran decepción cuando compruebe que su jubilación será muy diferente a la que tuvieron sus padres o sus abuelos. Recibirán una renta mínima de subsistencia, una limosna; y el día que se jubilen o retiren se convertirán en pobres de solemnidad. Triste.

Si quieres saber más, ver soluciones, mira este video:

Aqui tienes una lectura que te aclará el tema…